zona1zona2zona3zona4
 
 

La felicidad es interior, no exterior; por lo tanto no depende de lo que tenemos sino de lo que somos

 
     
  Más información  
 

El fracaso es la clave del éxito. Cada error nos enseña algo

 
  14 de Diciembre / 2018
Vlll Encuentro Internacional de Mentes Maestras,
 
    Ver todos los eventos
ENCUESTAS
Denos su Opinión
  ¿Cuál considera usted que es la razón que le ha paralizado a alcanzar sus objetivos?  
 
La Indisciplina
Miedo al Fracaso
Falta de Persistencia
Falta de un Plan de Acción
 
  Ninguna de las anteriores  
   
   
Los sueños son realidades sólo de quien los sueña
Como diría Og Mandino en su legendario -El vendedor más grande del mundo-: "Persistiré hasta alcanzar el éxito"

Nótese en la frase celebre que no dice "persistiré hasta que me canse", ni "persistiré siempre y cuando no sea demasiado difícil", tampoco dice "persistiré hasta que encuentre algo más seguro, mientras me confirman la propuesta de empleo o mientras "sale" algo mejor". Dice clara y puntualmente "hasta alcanzar el éxito".

Y es que, amigo o amiga emprendedor(a), como tú, en varias ocasiones de mi vida he estado en la necesidad de fondear proyectos de negocio a través de terceras personas, ya sea amigos, desconocidos capitalistas, instituciones, bancos, fonales o bancas de inversión.

 El vía crucis es largo y el ritmo de avance comúnmente lento, al menos para la velocidad que el emprendedor quisiera, en algunas ocasiones la postura del emprendedor es ¡dime que sí, o que no, pero dímelo ya!. Como te comenté, he vivido en carne propia lo desgastante que es el proceso para conseguir capitales, sobre todo para proyectos de gran envergadura, procesos, citas, explicación de tu proyecto una y otra y otra vez, papeleo, negativas, criticas y a veces hasta burlas golpean el ímpetu del emprendedor.

 Y es que, como menciono en mi libro Hacedores de Sueños, "los sueños son una realidad física sólo en la mente de aquel que los sueña".

Permíteme explicarlo más a fondo, todos los seres humanos tenemos un "estilo de vida A" y un "estilo de vida B", el primero esta formado por nuestra cotidianeidad y realidad tal como es, el segundo por la cotidianeidad y realidad como podría ser en el futuro cercano.

Cuando gestamos un proyecto especifico lo hacemos desde nuestro estilo de vida "a", pero proyectado a nuestro estilo de vida "b", es decir, sólo en nuestra mente el proyecto en cuestión existe y es viable.

Cuando un joven asume con entusiasmo la meta de comprar un coche, su familia más cercana, sus padres y hermanos comúnmente hacen comentarios como : "¿estás seguro?, ¿cómo crees?, "eso no es para ti", y es que comúnmente el análisis de la factibilidad de la realización de nuestros proyectos, los terceros lo asumen a través del análisis de nuestra situación actual (estilo de vida a) ya que desconocen la capacidad de comprometernos ha hacer lo que tenemos que hacer para materializar ese proyecto y llevarlo al éxito (estilo b).

Mientras más novedoso sea nuestro proyecto de vida o de inversión, mayores dificultades encontraremos en encontrar aliados, socios o elementos que hagan sinergia a nuestros planes, ya que mientras más novedoso nuestro plan, más alejado estará del estilo de vida "a" de nuestros posibles socios o aliados.

Tu proyecto comúnmente parece imposible a los ojos de terceros, y no sólo lo parece, sino que es imposible a sus ojos ya que lo analizan tomando como base su propia realidad actual y la percepción que de la tuya seas capaz de transmitir.

Déjame darte un ejemplo concreto: Imagina que vivimos en un mundo que no sabe utilizar la energía eléctrica, aún no ha sido descubierta ni perfeccionada, nos alumbramos con lámparas de petróleo, no gozamos de ninguno de los privilegios que dependen de la electricidad, no hay tele, ni radio, ni podemos hacer compras de consumibles para toda la semana ya que no contamos con refrigeradores en casa. Ahora imagina que uno de tus más grandes amigos personales, es más, imagina que tu compadre es nada más y nada menos que el mismo Thomas Alba Edison.

Imagina a tu compadre..... Tan parecido a cualquier otro de tus compadres o amigos cercanos..... con todo y sus limitaciones, complejos y malas conductas, probablemente fanático del fut boll o del domino......

Ahora piensa que llega tu compadre eufórico y apasionado y te dice algo así como: "Fíjate que voy a inventar un aparatito que nos va a permitir tomar la luz del día, meterla dentro de un frasco y poderla utilizar en la noche"

¿Qué le dirías? : "¿Estás loco?", "¿Cómo crees?", "¡No inventes, cómo se te ocurre algo así, tan absurdo!"

Puedes tener la seguridad de que al principio, al mismísimo Edison sus amigos más cercanos, sus propios familiares le dieron ese tipo de sentencias, ahora imagina que te pide 10,000.00 dólares prestados para apoyar su proyecto.

¿Has dejado de querer a tu compadre por la locura de su proyecto?, por supuesto que no, al contrario, justo porque él es importante en tu vida, te preocupa que malgaste la suya en la consecución de un proyecto que parece tan absurdo, más aún cuando lo ves encerrado en el viejo laboratorio del garaje más de 17 horas diarias, privándose prácticamente de todo, de compartir con sus hijos, de caminar por el parque, administrando precariamente una economía casi insostenible y orillando a su propia familia a privaciones básicas en el tenor económico. Hasta estarías dispuesto a desalentarlo conscientemente... "compadre, deje esas tonterías, mire... si quiere yo le doy trabajo como director en mi empresa".

Y hasta podría parecer indignante la respuesta y el rechazo de nuestro amigo "Le ofrecí un buen empleo, la alternativa de transformar su vida y la de su familia, y él simplemente prefiere perder el tiempo en su laboratorio con sus estupideces de la luz... ¡que se pudra él sólo!"

Y es que a los ojos de todos los demás, el proyecto de nuestro amigo eso parece, analizado desde nuestro propio concepto de realidad ¿Cómo podría ser de otra forma?, ¿Cómo podríamos creer que el buen "Tomy", vecino y amigo va a inventar algo tan a todas luces imposible?.

Los sueños son realidades mentales sólo de aquel que los sueña. El grado de convicción de nuestro amigo Thomas era tal, que no sólo estaba dispuesto a sacrificarlo todo y más, sino ha persistir hasta encontrar la forma correcta de materializar su proyecto. Vaya, para él no había posibilidad de irrealidad, el sabía, intuía o quería creer que su proyecto era viable, al grado de que fue capaz de intentar el ejercicio de la bombilla incandescente más de 5000 ocasiones.

¡5000 intentos!, no tres, ni diez, ni cien... cinco – mil – veces - .

Ante los ojos de cualquier lector podría leerse 5000 fracasos, 5000 frustraciones, 5000 intentos fallidos. De acuerdo a una de las biografías de Edison, un reportero con esa percepción un buen día lo interrogo "Señor Edison ¿Qué se siente fracasar 5000 veces?, la respuesta fue categórica: "No entiendo su pregunta, no he fracasado una sola vez, he descubierto y aprendido 5000 formas diferentes de cómo no funciona, pero estoy seguro que en el próximo intento acertare".

Hoy por supuesto, ni siquiera reparamos en la complejidad de la aportación de Edison a nuestra cotidianeidad, con sólo accionar un interruptor podemos disfrutar de sus 5000 intentos, lo mismo que de sus más de 950 patentes que como inventor fue capaz de materializar en un igual número de objetos que hoy por hoy nos permiten una realidad... un estilo de vida "a" extraordinariamente diferente al de nuestros antecesores.

Así pues, espero inspirarte un poco de paciencia y aliento, tu proyecto de vida, tu proyecto de inversión, la ampliación de tu planta, el lanzamiento de ese novedoso producto o sistema, lo mismo que la inauguración de tu nueva casa o la graduación de tu hijo en una prestigiada universidad, son para ti realidades mentales, pero para todos los demás, incluyéndome a mi, sólo propuestas de futuro.

Convencer a algún inversionista sea persona física o institución en arriesgar su patrimonio para apoyar tu sueño... no será nada fácil. Algunos te pedirán enormes garantías, otros te prestaran mucho menos de lo que necesitas siquiera para empezar, debes pues, elaborar planes de negocios "de menos a más", procurando explicar claramente cómo y qué harás para que el capital retorne a tu socio, pero más aún, fortalecer tu voluntad, tu compromiso personal con tu proyecto, tu convicción y tu tolerancia a la frustración.

Estoy seguro que tarde o temprano los demás, los que ahora vemos tu proyecto como una propuesta de futuro, seremos los usuarios complacidos y cotidianos de tu persistencia, casi en forma inadvertida, accionaremos el interruptor que nos permita beneficiarnos de tu proyecto comercial, mientras tanto, eres posiblemente el único en considerar tu proyecto como una alternativa real en el aquí y en el ahora, por lo tanto, el único posible Hacedor de tus Sueños.

Tu sueño, tu proyecto personal depende sólo de ti para materializarse, nacer y desarrollarse, no lo traiciones, no claudiques, no permitas que muera antes de nacer... ¡no lo abortes! Persiste hasta que no sea necesario persistir más, persiste... hasta que alcances el éxito.

Helios Herrera
www.centrodesuperacionpersonal.com/heliosherrera

 
 
Enviar a un Amigo Imprimir Descargar
 
Otros Artículos

Consejos para hablar en público (Parte 2)
La semana pasada iniciamos una serie de artículos dedicados a algunos consejos para hablar en público. En la parte 1 de esta colección, hablamos ampliamente sobre la importancia de la capacidad para improvisar que debe tener una persona que aspire a

Leer todo el artículo

Limpieza y sanación del hogar
Algo que nos llama la atención es que con el paso de los años en los hogares se tienden a acumular muchos artefactos, utensilios o incluso ropa que simplemente queda guardada sin ningún uso. Esa acumulación de cosas, se da debido a que no siempre se

Leer todo el artículo

Transforme su tiempo en ocio productivo
Con el ritmo de vida que llevan las personas actualmente el tiempo libre es cada vez más reducido. Es decir, son limitados esos espacios del día en los cuales una persona puede hacer cosas distintas de lo meramente laboral y con el fin de brindarse

Leer todo el artículo

Las heridas emocionales toman más en sanar
Hay una frase popular que dice, "caras vemos, corazones no sabemos". Es decir, podemos observar a una persona físicamente pero con ello no siempre podremos conocer cómo se siente emocionalmente. Es una realidad que todas las personas llevan

Leer todo el artículo
Otras Categorías
  Ventas
Responsabilidad Social
Planificación
Eficiencia
Tecnología
Carácter
Optimismo
Abundancia
Leyes universales
Karma
Imagen Personal
Negocios
Depresión
Mujer
Futuro
Finanzas
Vida
Inteligencia Emocional
Terapias
Creencia
Familia
Perseverancia
Autoestima
Liderazgo
Gratitud
Objetivos
Emprendimiento
Prosperidad
Innovación
Ser humano
Felicidad
Valores
Motivación personal
Tercera Edad
Poder Mental
Metas
Presente
Pasión
Humildad
Confianza
Empatía
Autoconocimiento
Aprender en el S. XXI
Compromiso
Negociación y Ventas
Servicio al Cliente
Trabajo en Equipo
Integridad
El PPH
Comunicados
Relaciones Humanas
Espíritu Emprendedor
Adversidad
Sueños
Manejo del tiempo
Hablar en Público
Salud Emocional
Formación de Equipos
Comunicación
Responsabilidad
Adolescencia
Salud
Miedo
Entusiasmo
Éxito Empresarial
Hipnosis
Mercadotecnia
Lenguaje Corporal
Éxito Personal
Actitud Positiva
 
 
  "Invierte en ti mismo si en ti confías"  
   
 
Llena el formulario
Nombre
Apellido
Email
 
loader
sistema compra 3
NOTICIAS